Tengo un listado de las abominaciones del ser humano y, como discutía amigablemente con no se quién el otro día, lo mejor es usar la didáctica para este grupo de amantes de las cifras que somos los runners. Hoy, escuchando en la radio que bajo el Monasterio del Valle de los Caidos hay enterrados en fosas comunes 34.000 asesinados republicanos de la guerra civil española. Vamos a ver, ¿cuánto son 34.000 muertos? Para un arquitecto son 30.000 metros cúbicos de cajas de muertos. Para un experto en residuos serían (a 50kg por cadáver) 1,700.000 kilos de terreno. Mil setecientas malditas toneladas de asesinados. Tiene huevos.

Para un ser que no está acostumbrado a ver masas de público podría sonar a raro. Decirle “imagínate que entras en Soria y te llevas por delante a todos los mayores de cinco años” es una comparativa abstracta. Cada uno en su casa, es difícil de imaginar el aniquilamiento de Soria completa. O Leganés. Son entidades enormes que nuestra vista no abarca. Pero, dile esto: “Vente a ver la salida del maratón de Nueva York, la están poniendo en teledeporte. ¿Ves toda esa banda? Ok, pásala a fuego y que no quede ni uno en pie”.

Mira, en eso los habituales de manifestaciones deportivas tenemos o deberíamos tener un asidero para considerar la magnitud de las barbaridades del ser humano. Conocemos cuánto abultan diez mil corredores. Su ruido, lo que ocupan a todo lo ancho de una avenida. En un gesto enfermizo he ido a ver mientras escribía esto un vídeo del maratón de París. Me he imaginado un ataque aéreo masivo sobre ello. Total, quién quiere estómago. Quién quiere valores éticos, cuando usamos la tortura de manera sistemática para justificar el asesinato, el genocidio.

Otra lista más. La lista de las magnitudes del crimen humano y su puto contexto. Para terminar de revolver las tripas.

Atentado contra las Torres Gemelas (1991). 2.600 muertos en atentado aéreo.

La Desbandá (1937). 5.000 asesinados por ataque aéreo y naval de tropas franquistas mientras huían a pie de Malaga.

Bombardeo de Hamburgo (1944). 30.000 muertos el 27 de Julio de 1943.

Hiroshima (verano de 1945, primer ataque nuclear). 160.000 muertos.

Batalla del Somme (Iª Guerra Mundial, 1916). 145.000 muertos aliados y 140.000 alemanes.

Batalla de Verdún (Iª Guerra Mundial, 1916). 250.000 muertos a escasos kilómetros de la anterior.

Campo de exterminio de Treblinka (1942-43). 850.000 muertos en 1 año.

Guerra Civil Española (1936-39). 1 millón de muertos.

Campo de exterminio Auschwitz-Birkemau (1940-45). De 1.5 a 2.5 millones de muertos por el régimen nazi.

Iª Guerra Mundial. 8 millones de muertos entre 1914 y 1917.

IIª Guerra Mundial. 60 millones de muertos entre 1939 y 1945.

Molamos. ¿Eh?

Anuncios