Nosotros somos poco más que el relleno de lo trufado. Esta secuencia de fotos, extraídas del álbum de picasa de Mariren, dan una muestra de lo fundamental de una prueba deportiva. No, no somos los participantes lo esencial del pastel. Puedes juntar seiscientos participantes ilusionados o asqueados, de comportamiento horrible o modélico o cargados de entrenamiento o de malos hábitos. Lo básico es tener una red que logre provocar imágenes como las que tomo prestadas.

A todos los que nos mimaron, repito, mimaron, durante cuatro días consecutivos, desde la recogida de dorsales del jueves hasta la entrega de bolsas atrasadas el domingo, dos cosas: una enhorabuena y un agradecimiento sonoro.

 

Anuncios