La organización del DesafiOSOmiedo, prueba de montaña que arranca este fin de semana, ha recibido una resolución de la Fiscalía de Medio Ambiente de Asturias. En ella, con todo a punto para la celebración de la prueba y decenas de participantes desplazándose ya a la prueba, se emite un informe desfavorable.

La consecuencia más inmediata es la modificación de la prueba Ultra Desafío Somiedo, aduciendo impacto medioambiental. La organización ha comunicado a los participantes que se está buscando una solución que permita que la prueba se celebre. Entre otros, se afecta la primera parte del recorrido y la hora de salida, que ha de retrasarse por imperativo legal a las 7.00 am.

El UTDS, la prueba de más distancia y desnivel, recorre zonas de protección ambiental del entorno de Somiedo (Asturias). Evidentemente la comunidad de deportistas ha expresado su disgusto dado que los permisos se solicitan con tiempo para evitar estos inconvenientes.

Extrañamente, esta resolución podría afectar en lo sucesivo la celebración de algunas pruebas de trail en España. Siendo de obligado cumplimiento el presentar un dossier detallado en las pruebas al aire libre, se da la complicada situación de que el trail (y las carreras por entornos no urbanos en general) representan, precisamente, la opción más natural del correr hoy día.

Presiones.

La organización del DesafiOSOmiedo alega presiones que han surgido de diversas asociaciones de la zona. Es frecuente que las pruebas que se celebran por la montaña sufran algunos sabotajes, desapareciendo marcaje y balizas (habitualmente son cintas plásticas que se retiran al finalizar la prueba) y que entornos ecologistas extremos o propietarios de predios sobre los que se discurre estén en contra de esta modalidad.

Desde un sector de los corredores se reconoce en que existen, ciertamente, impactos irreparables en el mundo del trail. Algunos participantes arrojan desperdicios que ponen en peligro la celebración de las pruebas. Este comportamiento irrespetuoso de unos pocos, junto con determinados intereses políticos locales o regionales, obligan a los organizadores a guardar exquisito equilibrio y cuidado en la celebración.

El caso del UTDS queda todavía pendiente de posibles ampliaciones en las sanciones o problemas que se puedan celebrar este fin de semana.

Se ha decidido trasladar a los participantes en autobús a Villar de Vildas. La salida del UTDS, será por tanto en Villar de Vildas y se retrasa a las siete de la mañana. El resto del recorrido coincide con lo previsto. La organización “está trabajando para hacer posible que la prueba se dispute, con la merma de kilómetros que os comentamos pero que al fin y al cabo, se dispute. El UTDS, quedaría en 80 kilómetros y se reajustarán los tiempos de corte”.

 

Anuncios